OMS anuncia inicio de campaña de vacunación masiva contra la polio en África

8 Octubre 2004

Más de un millón de personas a lo largo de 23 países del África subsahariana comenzaron hoy una campaña cuyo objetivo es vacunar a más de 80 millones de niños en sólo cuatro días, anunció hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El esfuerzo sin precedentes –coordinado por la OMS y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF)- es una respuesta directa a la propagación de una epidemia de polio que amenaza con paralizar de por vida a miles de niños.

Decenas de miles de curas y líderes religiosos, profesores de escuela, padres, y miembros del Club Rotario se han unido a otros tantos miles de enfermeros, médicos y voluntarios de toda procedencia para recorrer casa por casa y pueblo por pueblo para vacunar a todos los niños menores de cinco años.

Cada equipo de vacunación tendrá que enfrentarse a condiciones duras de trabajo con jornadas de más de doce horas y temperaturas muchas veces por encima de los 40 grados centígrados. Cada grupo llevará sus propias vacunas en recipientes refrigerados. En conjunto se han preparado más de 100 millones de dosis.

En algunos países la inmunización será más difícil a causa de los conflictos que los afectan, tales son los casos de Costa de Marfil, Liberia o Sudán. En la región sudanesa de Darfur y por culpa del conflicto armado el virus se ha extendido a algunas comunidades que antes estaban más aisladas.

A algunas zonas de Liberia sólo se puede acceder en avión, con el consecuente esfuerzo económico y logístico.

En otros lugares de África, los voluntarios tienen que enfrentarse a otras barreras cuando se ven obligados a explicar a muchos padres los beneficios de la vacuna. En Nigeria, sobre todo en el norte, circulan rumores negativos sobre la vacuna que sólo contribuyen a confundir a la población, poco acostumbrada a los cuidados médicos.

Pero toda la sociedad africana está implicada en la erradicación de la polio. Líderes religiosos como el emir de Kano o el sultán de Sokoto en Nigeria, y líderes tribales de países como Burkina Faso han apoyado la iniciativa.

Si la campaña tiene éxito, la expansión del virus podrías reducirse significativamente para finales de año, en algunos países los epidemiólogos prevén eliminarla totalmente para 2005.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android