Darfur: ataque de rebeldes provoca interrupción de ayuda a 300.000 desplazados

26 Noviembre 2004

El Programa Mundial de la Alimentación (PMA) advirtió hoy que el deterioro de la situación de seguridad en Darfur ha acarreado la interrupción de la ayuda humanitaria a 300.000 desplazados sudaneses.

En rueda de prensa celebrada en Ginebra, Simon Pluess, portavoz del PMA, afirmó que a raíz de la violación de los acuerdos de alto el fuego por las fuerzas rebeldes y un ataque aéreo ocurrido al día siguiente en Tawila, se ha evacuado al personal humanitario al norte de Sudán. Pluess señaló que una bomba cayó a 50 metros de un centro de nutrición de uno de los organismos humanitarios.

Por otro lado, el representante especial del Secretario General, Jan Pronk, pidió a las partes que cesen de inmediato las hostilidades. “Las partes tienen que comprender que ni la Unión Africana ni la comunidad internacional están dispuestas a apoyar un proceso basado en promesas vacías”, advirtió Pronk. “Los días siguientes pondrán a prueba su seriedad. Si no cumplen sus compromisos”, advirtió, “tendrán que responder a los Consejos de Seguridad de la Unión Europea y de las Naciones Unidas".

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.