Piden mayor apoyo del Consejo de Seguridad en la protección de desplazados

26 Noviembre 2004
Dennis McNamara

Millones de desplazados siguen siendo víctimas de ataques armados, detención arbitraria, reclutamiento forzado y violencia sexual. Esta es una de las conclusiones de un estudio presentado hoy en Ginebra por Dennis McNamara, director de la División de la ONU que suministra ayuda a esas personas.

En Darfur, en el sur de Sudán, el norte de Uganda, Liberia y la República Democrática de Congo la respuesta colectiva de los gobiernos, de Naciones Unidas y de la comunidad de organizaciones no gubernamentales sigue siendo inadecuada, dijo McNamara. Destacó que para paliar la situación de los 25 millones de desplazados en el mundo se necesita un mayor apoyo político del Consejo de Seguridad.

“Necesitamos movilizar una mayor atención y una mayor respuesta a este problema tan diseminado. Las Naciones Unidas tienen que asumir un liderazgo en ese contexto, que según el informe, debe ser más activo", dijo McNamara. "Necesitamos apoyo político para hacerlo, que necesariamente tiene que provenir del Consejo de Seguridad y ese órgano, tan politizado, no siempre otorga el liderazgo político que necesitamos”.

Si no contamos con ese liderazgo político, como en el caso de Sudán, donde el Consejo está dividido, será muy difícil brindar ayuda humanitaria eficaz”, advirtió McNamara.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.