Israel-Palestina: Aún no se vislumbra el final de la guerra en Gaza

El Consejo de Seguridad de la ONU se reúne para tratar la situación en Oriente Medio, incluida la cuestión palestina.
Foto ONU/Loey Felipe
El Consejo de Seguridad de la ONU se reúne para tratar la situación en Oriente Medio, incluida la cuestión palestina.

Israel-Palestina: Aún no se vislumbra el final de la guerra en Gaza

Paz y seguridad

Tras visitar el enclave, el coordinador para el Proceso de Paz en Oriente Medio describe la situación humanitaria como “impactante, insostenible y desesperada” en el Consejo de Seguridad. Por su parte, el responsable de Médicos Sin Fronteras señala que Israel libra una guerra “de castigo colectivo sin reglas”, cuyo patrón de ataques es “o intencional o indicativo de incompetencia temeraria”.

Este jueves, el Consejo de Seguridad ha vuelto a debatir sobre Gaza en una sesión en la que el coordinador especial de las Naciones Unidas para el Proceso de Paz en Oriente Medio, declaró que "aún no se vislumbra el final" de la guerra, que está a punto de cumplir 140 días.

Tor Wennesland visitó Gaza esta semana y describió la situación humanitaria allí como “impactante, insostenible y desesperada”.

Los desplazados internos palestinos se enfrentan a una grave escasez de alimentos, agua, refugio y medicinas, mientras que las enfermedades transmisibles aumentan drásticamente en condiciones insalubres y hay un "colapso casi total" de la ley y el orden.

Wennesland dijo a los embajadores que el coordinador humanitario de la ONU tiene un plan para suministrar lo esencial, alimentos, refugio, medicinas y agua/saneamiento, pero la capacidad de la Organización para suministrarlo depende de la coordinación de los movimientos con las partes y que Israel apruebe los equipos de comunicaciones esenciales y los vehículos blindados, "todo lo cual proporciona las condiciones mínimas para que el personal trabaje con seguridad".

"Mantener a Gaza en una situación de goteo (de ayuda) no sólo priva a una población desesperada de un apoyo que puede salvarle la vida, sino que genera un caos aún mayor que impide aún más la entrega de ayuda humanitaria", añadió.

Solución política

Wennesland especificó que se necesita urgentemente un acuerdo para lograr un alto el fuego humanitario y la liberación de los rehenes, añadiendo también la necesidad de crear el espacio para el diálogo por encima de la violencia.

"En última instancia, la única solución a largo plazo para Gaza es política", afirmó Wennesland.

"Al tiempo que se tiene en cuenta la legítima preocupación de Israel por la seguridad, debe haber un camino claro hacia el restablecimiento de una gobernanza palestina única y efectiva en todo el Territorio Palestino Ocupado, incluida Gaza", añadió.

Solución de dos Estados

Paralelamente, será crucial el apoyo internacional al fortalecimiento y la reforma de la Autoridad Palestina para mejorar la legitimidad nacional e internacional.

Para crear estas condiciones, Wennesland abogó por un marco político con plazos definidos para poner fin a la ocupación y negociar una solución de dos Estados.

Christopher Lockyear, Secretario General de Médicos Sin Fronteras, informa al Consejo de Seguridad sobre la situación en Oriente Medio, incluida la cuestión palestina.
ONU/Loey Felipe
Christopher Lockyear, Secretario General de Médicos Sin Fronteras, informa al Consejo de Seguridad sobre la situación en Oriente Medio, incluida la cuestión palestina.

Médicos Sin Fronteras denuncia que Israel lleva a cabo una guerra “sin reglas” en Gaza 

A continuación, el secretario general de Médicos Sin Fronteras denunció que Israel libra una guerra “de castigo colectivo sin reglas”.

“Las leyes y los principios de los que dependemos colectivamente para hacer posible la ayuda humanitaria se han erosionado hasta el punto de carecer de sentido. La respuesta humanitaria en Gaza hoy es una ilusión. Una ilusión conveniente que perpetúa una narrativa de que esta guerra se está librando en línea con el derecho internacional”, dijo Christopher Lockyear. 

“Nosotros, como muchos otros, nos horrorizamos ante la masacre de Hamás en Israel el 7 de octubre y estamos horrorizados por la respuesta de Israel”, añadió.

El responsable de la ONG explicó que el 20 de febrero, el mismo día en que Estados Unidos vetó por tercera vez una resolución que pedía un alto el fuego inmediato, la esposa y la nuera de un miembro del personal de MSF murieron y otras seis personas resultaron heridas cuando un tanque israelí disparó contra un refugio claramente señalizado del personal de MSF en Al-Mawasi, en Jan Yunis. 

“Las fuerzas israelíes han atacado nuestros convoyes, han detenido a nuestro personal y han arrasado nuestros vehículos. Los hospitales han sido bombardeados y asaltados. Y ahora, por segunda vez, uno de los refugios de nuestro personal ha sido atacado. Este patrón de ataques es intencional o indicativo de una incompetencia temeraria”, señaló.

Tweet URL

Atacar la asistencia sanitaria, “un ataque contra la humanidad” 

"¿Cómo podemos suministrar ayuda vital en un entorno en el que se hace caso omiso de la distinción entre civiles y combatientes?", preguntó, y añadió que sus equipos están agotados. "Las peticiones de más ayuda humanitaria han resonado en toda esta cámara, y sin embargo en Gaza cada día tenemos menos: menos espacio, menos medicinas, menos alimentos, menos agua, menos seguridad".

"Atacar la asistencia sanitaria es un ataque contra la humanidad", afirmó, y señaló que, aunque Israel afirma que Hamás opera en hospitales, "no hemos visto ninguna prueba de ello verificada de forma independiente".

Alto el fuego no cuando sea factible, sino ahora

Lockyear fue muy crítico con el uso de Estados Unidos del poder de veto y su propuesta de resolución. 

“La población de Gaza necesita un alto el fuego no cuando sea "factible", sino ahora. Necesitan un alto el fuego sostenido, no un "periodo temporal de calma". Todo lo que no sea esto es una negligencia.”

“Las consecuencias que tiene ignorar el derecho humanitario internacional se siente más allá de Gaza. Será una carga colectiva en nuestra consciencia. No es solo inacción política es complicidad política”, finalizó.