El mundo debe renovar el modelo de apoyo a los refugiados

17 Diciembre 2019

En el segundo día del Foro Mundial de Refugiados que se celebra en Ginebra, António Guterres y altos funcionarios de las Naciones Unidas pidieron a los países un mayor apoyo para las personas desplazadas en todo el mundo, y un modelo renovado para atender sus necesidades que no sea fragmentado o injusto.

El mundo necesita transformar la forma en que responde a las situaciones de refugiados y hacer más por los países en dificultades que los albergan, dijo el martes el Secretario General de la ONU en un evento de alto nivel que busca soluciones a una década de masivo desplazamiento.

“Se debe hacer más para proteger a los refugiados, respetar sus derechos y abordar las razones por las cuales las personas dejan sus hogares en primer lugar”, expresó António Guterres al Foro Mundial de Refugiados en Ginebra que se reúne por primera vez.

“Ahora más que nunca, necesitamos cooperación internacional y respuestas prácticas y efectivas. Necesitamos mejores respuestas para aquellos que huyen, y una mejor ayuda para las comunidades y países que los reciben y los acogen”, dijo.

La reunión se organiza un año después de que los países firmaran el Pacto Mundial sobre Refugiados en Nueva York, descrito por el titular de la ONU como un plan para reafirmar sus derechos humanos.

Guterres además dijo que se trataba de un logro y responsabilidad colectiva: “Habla de la difícil situación de millones de personas. Y habla al corazón de la misión de las Naciones Unidas”, dijo.

© UNICEF/Bashir Sujan
El campo de Kutupalong-Balukhali en Cox's Bazar, Bangladesh, alberga a más de 600.000 refugiados rohinya apátridas.

El Secretario General pidió a los participantes "ser valientes y concretos en las promesas" que harán en el Foro.

“Este es un momento para la ambición. Es un momento para deshacerse de un modelo de apoyo que con demasiada frecuencia dejó a los refugiados durante décadas con sus vidas en espera: confinados en campamentos, simplemente sobreviviendo, incapaces de prosperar o contribuir. Es un momento para construir una respuesta más equitativa a las crisis de refugiados a través del intercambio de responsabilidades”, dijo Guterres.

El titular de la ONU se desempeñó como Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados por un período de 10 años (2005-2015) antes de su elección como Secretario General de las Naciones Unidas. Se refirió a las protecciones de los refugiados como uno de los grandes problemas de esta era, o de cualquier época.

"Se podría decir que a medida que los refugiados se van, también lo hace el mundo", dijo, y agregó que aunque la solidaridad "se adentra en el carácter humano ... Hoy debemos hacer todo lo posible para que ese espíritu humanitario prevalezca sobre aquellos que hoy parece tan decidido a extinguirlo ".

OCHA/Halldorsson
Las mujeres y los niños que viven en zonas de conflicto, como esta madre y su hijo refugiados en un campamento en Siria, sufren especialmente la falta de acceso a sistemas de salud seguros.

Una crisis en aumento

Actualmente más de 70 millones de personas están desplazadas por la fuerza, el doble que hace 20 años y 2,3 millones más que hace solo un año.

Más de 25 millones de ellos son refugiados, que han huido a través de las fronteras internacionales, incapaces de regresar a sus hogares.

En referencia a los principales acuerdos internacionales que durante décadas han respaldado la asistencia a los refugiados, el Secretario General dijo que es necesario "restablecer la integridad del régimen internacional de protección de refugiados", basado en la Convención sobre los Refugiados de 1951 y 1967.

"De hecho, en un momento en que el derecho de asilo está bajo asalto, cuando se están cerrando tantas fronteras y puertas a los refugiados, cuando incluso los niños refugiados están siendo detenidos y separados de sus familias, necesitamos reafirmar los derechos humanos de los refugiados, agregó Guterres.

Como coanfitrión del evento, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, pidió a la comunidad internacional que "reajuste" su postura sobre las personas que necesitan protección.

“Injusticia, conflicto y violencia. Por eso estamos aquí. Nuestro mundo está en crisis, y 25 millones de refugiados buscan soluciones", dijo.

El Alto Comisionado aseguró que la acción por los refugiados está fragmentada y desequilibrada y que con 71 millones de personas desarraigadas de sus hogares a nivel mundial, dentro y fuera de los países, es hora de “reajustar las respuestas”.

Grandi dijo que, en lugar de mostrar solidaridad con las personas necesitadas, "los países con más recursos" han trasladado la carga a las naciones más pobres.

Esto significa que "los refugiados también son apartados, a menudo en campamentos, separados de la vida social y económica de las comunidades que los acogen. La ayuda humanitaria sigue siendo vital, pero no es suficiente ni adecuada para cambiar el rumbo de la desesperación a la esperanza", agregó.

El compromiso de Suiza y Alemania

Alentando el apoyo para una mayor distribución de la carga por parte de todos los países, el concejal federal de Suiza, Ignazio Cassis, señaló que su país había comprometido alrededor de 125 millones de dólares en los próximos cuatro años para la protección de los refugiados.

Si bien alrededor de ocho de cada diez refugiados fueron recibidos en países en desarrollo, los pueblos y ciudades suizos contribuyeron a su protección al ayudarlos a integrarse en sus comunidades, dijo Cassis, en su calidad de coanfitrión del Foro Global de Refugiados.

La vida es como una bicicleta; hay que avanzar para evitar perder el equilibrio ... Esto se aplica a todos nosotros, no debemos perder el equilibrio y mirar hacia adelante ", dijo Cassis, recordando una frase de Albert Einstein, uno de los refugiados más famosos del país.

ONU/Eskinder Debebe
Fati Yahaya tiene 24 años y procede de la aldea de Koghum, en el noreste de Nigeria. Actualmente vive en el campamento de refugiados de Minawao, en Camerún. (4 de febrero de 2019)

El concejal luego citó un proyecto de Zurich lanzado el año pasado llamado FOGO, que reúne a refugiados y adultos jóvenes para capacitarse en los sectores alimentario, cultural y educativo.

"Beneficia a todo el vecindario", insistió, y subrayó el papel positivo que podrían desempeñar los socios religiosos en la búsqueda de soluciones para la protección e integración de los refugiados, citando el acuerdo escrito "único" entre los cristianos, judíos y musulmanes del país a este efecto, basado en "ética y solidaridad".

En nombre de Alemania, Heiko Maas, ministro de Relaciones Exteriores, pidió que la "carga" de los refugiados se distribuya entre "un mayor número de hombros y hombros más amplios".

Además, insistió en que a todos los refugiados se les debería ofrecer la "posibilidad de vivir una vida de autodeterminación y dignidad", al tiempo que reconoció que en los últimos años "hemos visto que incluso para un país de nuestro tamaño y fortaleza económica, no es fácil asimilar e integrar a cientos de miles de refugiados. Pero ¿cuánto más válida es esa declaración para países con aún menos recursos?

UNICEF/Jiro Ose
Refugiados de Somalia llegan al campamento de Burumino en Etiopía. Debido a las escasas precipitaciones y la situación de inseguridad, el número de personas que huyen ha aumentado.

Pakistán ha acogido a millones de refugiados durante 40 años

El primer ministro de Pakistán, Imran Khan, habló sobre las presiones que enfrentan las naciones en desarrollo que dejaron sus fronteras abiertas a las familias vulnerables obligadas a huir de sus hogares. Tales afluencias "causan problemas que los países más ricos no pueden imaginar".

Europa está luchando de manera diferente con los refugiados”, agregó Khan, en medio de la aparición de políticos populistas que "se benefician de la angustia pública" y la supuesta amenaza que representan los recién llegados.

En Pakistán, que alberga a casi tres millones de refugiados, "un país con desempleo masivo, sabemos por lo que pasan", dijo.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android

Quizá también te interese...

Las rutas de la migración en América, cada vez más mortales

Un total de 634 migrantes y refugiados han muerto en lo que va de año en América Latina, la cifra más alta en seis años. Más de 157, la mayoría venezolanos, se han ahogado en el Caribe. La Organización Mundial para las Migraciones pide vías legales y seguras para evitar que las mafias controlen el proceso.

Pacto Mundial sobre Refugiados: ¿Es diferente al de migración y cómo puede ayudar?

Los términos "refugiado" y "migrante" se han usado indistintamente para describir a los millones de personas que huyen de los conflictos o que buscan una vida mejor.  La ONU está estableciendo pactos mundiales para proteger mejor sus derechos, pero es crítico entender la diferencia entre migrantes y refugiados.