Niños malnutridos, violencia en Siria, Haití... Las noticias del martes

15 Octubre 2019

Unos 200 millones de niños menores de 5 años en el mundo están desnutridos o tienen sobrepeso, las agencias de la ONU denuncian muerte, devastación y hambre en medio de la ofensiva turca en el noreste de Siria, y la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos pide que se proteja a los migrantes haitianos en Las Bahamas. 

La desnutrición y la obesidad afectan a cientos de millones de niños en el mundo

Un número alarmantemente alto de niños está sufriendo las consecuencias de una dieta pobre y un sistema alimentario que les está fallando, advirtió el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia en su informe anual sobre el Estado de los Niños del Mundo.

Al menos 1 de cada 3 niños menores de cinco años, o 200 millones, está desnutrido o tiene sobrepeso. Casi 2 de cada 3 niños entre seis meses y dos años no reciben alimentos que mantengan sus cuerpos y cerebros en rápido crecimiento. Esto los pone en riesgo de desarrollo cerebral deficiente, aprendizaje débil, baja inmunidad, aumento de infecciones y, en muchos casos, muerte.

La mayor carga de desnutrición en todas sus formas es asumida por niños y adolescentes de las comunidades más pobres y marginadas, señala el informe. Solo 1 de cada 5 niños de seis meses a dos años de los hogares más pobres come una dieta lo suficientemente diversa para un crecimiento saludable. Incluso en países de altos ingresos como el Reino Unido, la prevalencia del sobrepeso es más del doble en las zonas más pobres que en las zonas más ricas.

“Necesitamos que los Gobiernos muestren su voluntad política e inviertan en programas, intervenciones y leyes de nutrición. Necesitamos innovaciones en el sector privado para asegurarnos que los niños y sus familias tienen acceso a comida y dietas sostenibles, nutritivas, seguras y asequibles. Tenemos que hacer de la nutrición de los niños la prioridad en los sistemas alimentarios”, aseguró la directora de UNICEF, Henrietta Fore.

Adultos y niños, civiles que sufren en la guerra en el noreste de Siria

© UNICEF/Delil Souleiman
Una mujer y sus hijos llegan a Tal tamer después de ser desplazados por la guerra en el noreste de Siria.

Desde el comienzo de la ofensiva militar turca en Siria el pasado 9 de octubre, la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos ha verificado víctimas civiles a diario como resultado de ataques aéreos, terrestres y disparos de francotiradores.

“El peor incidente que conocemos hasta ahora, que aún estamos tratando de verificar completamente, es un informe de que al menos cuatro civiles, incluidos dos periodistas, murieron y decenas de personas resultaron heridas cuando un convoy de vehículos fue alcanzado por un ataque aéreo turco. Según los informes, el ataque tuvo lugar en la autopista Tel-Tamor – Ras al-Ain el domingo”, aseguró ante periodistas en Ginebra el portavoz de Michelle Bachelet, Rupert Collville.

Además, las autoridades turcas informaron que 18 civiles fueron asesinados en Turquía, incluido un bebé de nueve meses, por morteros transfronterizos y disparos de francotiradores de combatientes kurdos.

Collville también mencionó informes sobre posibles ejecuciones sumarias cometidas por un grupo armado afiliado a Turquía, uno de ellos compartido en redes sociales. Una conocida política kurda también fue ejecutada en la misma carretera.

El Fondo de la ONU para la Infancia reportó que unos 70.000 niños han sido desplazados, cuatro asesinados y nueve heridos. Unos siete niños también habrían sido asesinados del lado de la frontera turca. En total unos 170.000 pequeños necesitan asistencia debido a la violencia.

Mientras tanto, el Programa Mundial de Alimentos sigue respondiendo a las necesidades alimentarias de los que han sido desplazados por este conflicto al noreste de Siria.

Su portavoz informó que se ha brindado asistencia a 83.000 personas que están huyendo por sus vidas.

“Se están abriendo rápidamente nuevos refugios colectivos, y el PMA a través de sus socios cooperantes está trabajando para identificar y evaluar las necesidades de las personas allí. Tenemos la capacidad de llegar a más de 450,000 personas en el noreste de Siria con una ronda de paquetes de alimentos listos para comer, movilizando existencias de otros lugares si es necesario. La producción de nuevas existencias de alimentos listos para el consumo está en curso”, dijo Herve Verhossel.

El PMA pidió que se mantengan abiertas y seguras las rutas vitales de suministro para entregas humanitarias y recordó que todas las partes en el conflicto deben garantizar el acceso incondicional, sin trabas y continuo a todas las personas necesitadas en toda Siria.

Se debe proteger los derechos humanos de los haitianos en Las Bahamas

© UNICEF/Moreno Gonza
Benson Etienne y su familia escaparon de su casa en las islas abaco en Las Bahamas antes de que el huracán Dorian azotara al país.

La Oficina de Michelle Bachelet  expresó que le preocupa la deportación de 112 migrantes haitianos de las Bahamas a Haití, incluidos algunos que habitaban en las islas Ábaco, gravemente afectadas por el huracán Dorian.

“Pedimos al Gobierno que se abstenga de deportar a las personas que carecen de documentación, sin las evaluaciones individuales y las garantías del debido proceso a las que tienen derecho en virtud del derecho internacional”, aseguró el portavoz de la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos, Rupert Colville.

Los migrantes haitianos en general se encuentran en posiciones de vulnerabilidad en las Bahamas, según lo documentado por los mecanismos de derechos humanos de la ONU. Muchos de ellos vivían en asentamientos informales que fueron destruidos por el huracán, perdiendo sus documentos, trabajos y pertenencias.

Si bien las autoridades de las Bahamas habían dicho inicialmente que las actividades de aplicación de la ley de inmigración se suspenderían en las islas afectadas, esta posición se revirtió públicamente a fines de septiembre, cuando anunciaron que todos los migrantes sin documentos válidos serían detenidos y deportados. Esto ha llevado al pánico entre los haitianos afectados por el huracán Dorian, y están surgiendo informes de personas que abandonan refugios temporales por temor a ser arrestados, y de personas que no aprovechan los servicios humanitarios necesarios o se esconden.

Se despide la MINUSTAH de Haití

MINUSTAH/Sophia Paris
Los cascos azules de la ONU patrullan en Puerto Príncipe, en Haití.

Este martes fue el ultimo día del mandato de la Misión de Estabilización de la ONU en Haití, que fue desplegada hace 15 años para apoyar al país, sumido en una crisis política, humanitaria y económica.

La misión deja de ser de Mantenimiento de la Paz, para convertirse en una misión política, la MINUJUSTH, que apoyará soluciones pacíficas concebidas por los haitianos para resolver la crisis política que aún enfrenta el país.

“En este día, hay que recordar también las partes difíciles de la existencia de la MINUSTAH, y aquellos que fueron afectados por ella. Dejar la operación de paz no significa que se acabará el trabajo de la ONU para eliminar el cólera y para abordar los casos de explotación y de abuso sexual”, aseguró el jefe de las Operaciones de Mantenimiento de la Paz de la ONU, Jean Pierre-Lacroix

Lacroix aseguró que la situación del país aque el comienzo de la nueva misión marcará una renovación del compromiso de Naciones Unidas para la estabilidad y la prosperidad de Haití.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.

Quizá también te interese...

El avance del Ejército turco en Siria deja devastación y miles de desplazados

Bajas civiles, hospitales dañados, fuentes de suministro de agua y electricidad destruidas, desplazados en peligro dentro de sus campamentos y otros que huyen para salvar sus vidas de nuevo es el escenario de bombardeos aéreos y embestidas terrestres de la ofensiva turca. El Secretario General y varias agencias de la ONU piden el alto de hostilidades y la protección de los civiles.

Más hambrientos y más obesos en América Latina en medio de la desigualdad

Por tercer año consecutivo el hambre aumentó en América Latina y el Caribe mientras que la obesidad se ha convertido en la mayor amenaza nutricional de la región con 250 millones de personas que viven con sobrepeso, o el 60% de la población. La situación es “espantosa” dice el Fondo de la ONU para la Alimentación y la Agricultura y las más  perjudicadas son las poblaciones  pobres, las mujeres y los indígenas.