La Agencia para los Refugiados Palestinos es una inversión en la paz

15 Marzo 2018

Ante la crisis financiera causada por la reducción de la aportación de los Estados Unidos a la Agencia , el Secretario General de la ONU defendió el trabajo de este organismo, que resulta tan vital ahora como hace sesenta y ocho años para asegurar la seguridad, los derechos y la dignidad de cinco millones de refugiados palestinos.

En una Conferencia de donantes celebrada este jueves en Roma, António Guterres recordó que el año pasado visitó una escuela en la Franja de Gaza, donde tuvo la ocasión de conversar con los estudiantes, que afrontan una serie de vicisitudes como la pobreza, los cortes eléctricos, los cierres y las restricciones, la violencia periódica y el miedo.

“Pese a ello, a ese lugar de incertidumbre, los jóvenes con los que me encontré hablaron sobre su situación con pasión acerca de su compromiso con la democracia y su sed por los derechos humanos”, dijo Guterres, que añadió: “en ese lugar donde la esperanza se erosiona cada día, los estudiantes mantenían sus aspiraciones de futuro”.

El titular de la ONU explicó que en ese momento pensó: “ojalá el mundo pudiera hacer más para responder a su difícil situación y, aún más, para traducir sus sueños en mejoras tangibles en sus vidas”.

Eso es justo lo que hace a diario la Agencia para los Refugiados Palestinos , no sólo en Gaza, sino en los campamentos, las comunidades y los países de la región que los acogen, afirmó entonces Guterres.

Por este motivo, concluyó que apoyar a la Agencia “no solo es una cuestión de solidaridad con los refugiados palestinos, sino que es una inversión en la paz”.

FAO/Pier Paolo Cito
El Secretario General de la ONU, António Guterres, se dirige a la Conferencia de Donantes para el financiamiento de la Agencia para los Refugiados Palestinos (UNRWA).

Crisis financiera

Esta defensa del organismo de la ONU (UNRWA en sus siglas en inglés), que ayuda a los refugiados palestinos desde 1949, se produjo tras el anuncio de Estados Unidos  de reducir su aportación a la Agencia de los trescientos cincuenta millones de dólares que entregó en 2017 a sólo sesenta millones en 2018.

UNRWA entrega ayuda a unos cinco millones de palestinos, entre los que se encuentran medio millón de niños que gracias a su labor pueden ir a una de las setecientas escuelas que mantiene.

Guterres advirtió que, si no se consigue esa financiación, servicios críticos como escuelas, saneamiento, medicinas, comida para “1,7 millones de refugiados que sufren una probreza abyecta”, pueden ser reducidos o eliminados por completo.

Además, indicó que al mantener a medio millón de niños en la escuela y asegurar la salud y la alimentación de millones de personas, UNRWA está contribuyendo a la estabilidad en los territorios palestinos ocupados, así como en Jordania y Líbano”.

“Como una cuestión de solidaridad humana y como una cuestión de pasos inteligentes para la paz, demos un apoyo pleno y generoso a la UNRWA”, concluyó el Secretario General.