FAO y PMA presentan al Consejo de Seguridad informes sobre hambre y violencia en 17 países

29 Julio 2016

Los conflictos prolongados que afectan a 17 países han llevado a 56 millones de personas a una grave situación de inseguridad alimentaria, alertaron la FAO y el Programa Mundial de Alimentos (PMA) en un informe presentado hoy al Consejo de Seguridad de la ONU.

El documento detalla los casos de esos 17 países y advierte la emergencia alimentaria de gran parte de su población.

Yemen encabeza la lista con 14 millones de personas –más de la mitad de la población– que pasan hambre por el conflicto que vive el país.

En el siguiente escalón se encuentra Siria, con 8,7 millones, o 37% de sus habitantes, seguido por Sudán del Sur, con 4,8 millones de personas, casi 40% de su población.

El informe también incluye a países que emergen de conflictos largos, como Colombia y la República Centroafricana, donde millones de personas se enfrentan a una gran inseguridad alimentaria.

El director general de la FAO, José Graziano da Silva, y la directora ejecutiva del PMA, Ertharin Cousin, afirmaron en la introducción del estudio que los conflictos son una de las principales causas del hambre.

"Los conflictos socavan la seguridad alimentaria de múltiples maneras: destruyendo los cultivos, el ganado y las infraestructuras agrícolas, perturbando los mercados, causando desplazamientos, generando miedo e incertidumbre sobre cómo dar respuesta a las necesidades futuras, dañando el capital humano y contribuyendo a la propagación de enfermedades”, explicaron.

Los altos funcionarios aseveraron que hacer frente al hambre puede ser una contribución importante a la consolidación de la paz y pugnaron por romper el círculo vicioso conflicto-pobreza-hambre.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android