Pronk se reúne con ministro del Exterior de Sudán para planear próximo paso en Darfur

10 Agosto 2004

El representante especial de la ONU para Sudán, Jan Pronk, se reunió hoy con el ministro del Exterior de Sudán, Mustafa Osman Ismael, para discutir la siguiente etapa del plan según el cual el gobierno sudanés desarmará en 30 días a las milicias responsables de los ataques en la región de Darfur, que han causado la peor crisis humanitaria que se vive actualmente en el mundo, desplazando a 1,2 millones de personas.

Por su parte, la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) expresó preocupación debido a que las autoridades locales de Darfur y el gobierno de Sudán siguen presionando a los desplazados para que vuelvan a sus poblados sin que éstos sean seguros ni les ofrezcan la posibilidad de reiniciar una vida digna en vista de que las cosechas y las viviendas han sido destruidas por los grupos armados.

El ACNUR ha insistido en que todos los movimientos de los desplazados deben ser voluntarios puesto que la gente ya ha sufrido un trauma muy grande al ser obligada a huir de su hogar a fuerza de ataques armados y no necesita otra experiencia de mudanza forzada, dijo Jennifer Pagonis, portavoz de la Alta Comisaría.

“El gobierno de Sudán está enviando policías a los pueblos abandonados en un esfuerzo por convencer a los desplazados de que es seguro regresar a sus casas. Sin embargo, la gente nos dice que no se siente protegida por la policía del gobierno y que no cree que ya sea tiempo de volver”, agregó Pagonis.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.