Lo que estamos viendo en Gaza es simplemente inhumano

La gente observa los daños a las viviendas de un barrio en Gaza.

Si la comunidad internacional permite que esto continúe, se trata de la pérdida de nuestra humanidad.

Lynn Hastings , respresentante de la ONU en los territorios palestinos ocupados.

OMS
La gente observa los daños a las viviendas de un barrio en Gaza.

Lo que estamos viendo en Gaza es simplemente inhumano

Ayuda humanitaria

La coordinadora residente expone el sufrimiento extremo de los residente de la Franja y pide la entrada incondicional de asistencia humanitaria, así como corredores para distribuirla en todo el territorio palestino sitiado. “Israel ha dicho que quiere destruir a Hamas, pero su trayectoria actual va a destruir Gaza”, alerta, advirtiendo de una catástrofe humanitaria sin precedentes.

La coordinadora humanitaria de las Naciones Unidas en los territorios palestinos ocupados describió este domingo la realidad que se vive en Gaza tras los bombardeos y el sitio israelí como una situación “inhumana” sin precedentes.

En una entrevista desde Jerusalén con Noticias ONU, Lynn Hastings informó que el agua con la que cuentan las agencias de la ONU -y no para todos los habitantes de Gaza ni en la cantidad mínima requerida para la salud-, se terminará mañana o el martes a más tardar.

Hastings enfatizó la urgencia de que se permita el acceso inmediato de la ayuda humanitaria que se encuentra lista a pocos kilómetros de Gaza, en Egipto e Israel, y que se permita distribuirla junto con la que queda en los depósitos dentro de la Franja a los que no se puede llegar debido a los bombardeos y a la falta de combustible.

La coordinadora explicó que Israel condiciona la entrada de la asistencia a la liberación de rehenes y declaró que ambas cuestiones son fundamentales y deben ocurrir de inmediato y sin condiciones.

Es imposible que un millón de personas se desplace al sur

Noticias ONU: La ONU ha pedido a las autoridades israelíes que rescindan la orden a los palestinos del norte de Gaza de trasladarse al sur. ¿Se sigue buscando esta revocación, qué tipo de respuesta hay?

Lynn Hastings: Por supuesto, todavía lo estamos intentando. Desafortunadamente, el gobierno de Israel continúa las transmisiones en las que le dice la gente que no es seguro permanecer en el norte de Gaza y que se vaya al sur. Se trata de millón de personas, muchas de las cuales no tienen absolutamente ningún medio de transporte, ni automóviles o incluso si lo tienen un automóvil, ya no hay combustible en Gaza. Es imposible que un millón de personas vayan al sur de Gaza. 

Los hospitales del norte también han recibido avisos de que deberían ser evacuados, otra imposibilidad, hay gente que acaba de ser operada. El Ministerio de Sanidad no tiene capacidad de movimiento, le ha pedido ayuda a la ONU para el traslado, pero no podemos hacerlo. Tampoco tenemos la capacidad.

Noticias ONU: Miles de personas se han desplazado y se desplazan hacia el sur de la Franja. ¿Qué capacidad tiene la ONU allí para apoyarlos? ¿Cuál es la situación en general en el sur de Gaza?

Lynn Hastings: Hemos apoyado a la gente desde que comenzaron los ataques aéreos. Se ha refugiado en escuelas de la UNRWA, algunas de las cuales recibieron alimentos, agua y algunos colchones. Pero todo eso cambió en los últimos días desde que los israelíes anunciaron su intención de hacer que un millón de personas huyeran hacia el sur. Ahora tenemos una capacidad muy limitada en el sur.

En primer lugar, no hay suficientes albergues disponibles en el sur para el número de personas que vienen. Y en segundo lugar, no tenemos agua. Alimentos, sí, hay algunos alimentos en los sitios de distribución, pero no podemos llegar a ellos debido al bombardeo y, nuevamente, sin combustible no hay desalinización. Gaza depende en gran medida de la desalinización. 

La falta de combustible también implica que no haya atención médica porque se necesita electricidad para hacer funcionar los hospitales. Esto significa que el sistema de salud ha colapsado. Entonces, lo que podemos hacer ahora mismo es esforzarnos al máximo en términos de refugio, pero precisamos llevar asistencia humanitaria a Gaza de inmediato.

Lynn Hastings, coordinadora humanitaria en el territorio palestino ocupado, durante una visita a Gaza. (Foto de archivo).
UN OCHA OPT
Lynn Hastings, coordinadora humanitaria en el territorio palestino ocupado, durante una visita a Gaza. (Foto de archivo).

Podemos distribuir ayuda humanitaria ahora mismo, si nos lo permite Israel

Noticias ONU: ¿Cuál es la última actualización sobre el establecimiento de corredores seguros para los trabajadores humanitarios y la apertura del cruce de Rafah para que entre la ayuda de la ONU que está lista en Egipto?

Lynn Hastings: Podemos distribuir suministros, alimentos, agua, medicinas y combustible tanto de Israel como de Egipto ahora mismo. El problema es que no tenemos el acuerdo de los israelíes para llevar esos bienes. En este momento, no nos permiten movernos. Pedimos un salvoconducto. Y así como pedimos la liberación incondicional e inmediata de los rehenes retenidos por Hamas, también pedimos el acceso inmediato e incondicional para brindar asistencia humanitaria. Y eso no es sólo para que entren los suministros a Gaza, sino también para distribuirlos en toda la Franja, lo que significa que necesitamos pausas. Necesitamos un alto el fuego. Nuestro personal precisa poder moverse con seguridad.

Noticias ONU: ¿Qué puede decirnos sobre sus conversaciones con Israel para que les permita el acceso de la ayuda?

Lynn Hastings: Es algo en lo que estamos trabajando intensamente, pero aún no hemos podido llegar a un acuerdo. Israel está vinculando la asistencia humanitaria a Gaza con la liberación de los rehenes. Insisto una vez más: ninguno de los dos debería ser condicionado. Lo que vemos es que Israel ha dicho que quiere destruir a Hamas, pero su trayectoria actual va a destruir Gaza, esa es la dirección en la que va Israel.

Se acaba el agua

Noticias ONU: Las agencias de la ONU y usted han advertido de la disminución de los suministros dentro de Gaza, de agua, alimentos y otros artículos esenciales. ¿Cuánta reserva queda? ¿Cuándo espera que se acabe la ayuda si los insumos no llegan ahora mismo?

Lynn Hastings: Hoy sólo hay suficiente agua, un litro de agua cada quien -lo que está muy por debajo de lo que marca la Organización Mundial de la Salud-, y no para los dos millones de personas. Esperamos que ya no quede agua mañana o el martes a más tardar. Escuchamos informes de que Israel abrió la conexión de agua a Gaza esta noche, pero nuestro personal informa que el agua no fluye. Y lo que necesitamos es que se vuelva a abrir el agua, para que se puedan llenar todos los pozos, al menos en el sur de Gaza. Y eso debe suceder de inmediato.

Noticias ONU: ¿Qué otras opciones tiene la ONU para apoyar a la gente en Gaza?

Lynn Hastings: Todo lo que podemos hacer es distribuir lo que tenemos. Por ejemplo, en el norte, la Cruz Roja entregó todos los materiales de sus almacenes al Ministerio de Salud para que pudieran utilizarlos. 

Todo lo que podemos hacer es entregar los diversos suministros que tenemos en este momento. Pero, de nuevo, se trata de que los israelíes nos permitan entrar y distribuir todos esos suministros humanitarios.

Catástrofe humanitaria sin precedentes

Noticias ONU: ¿Qué dicen sus colegas, los trabajadores humanitarios que trabajan en Gaza de la situación allá?

Lynn Hastings: No hay precedentes. Cualquiera que haya seguido esta ocupación y conflicto durante tantas décadas verá esto como una catástrofe humanitaria de escala sin precedentes. Como he dicho, los acontecimientos del 7 de octubre y los ataques de Hamas fueron absolutamente aborrecibles. Pero este ataque a Gaza, es catastrófico y sin precedentes. Realmente no puede llevar a ninguna parte a los palestinos que viven en Gaza.

Noticias ONU: ¿Qué es lo que más le asusta de esta situación?

Lynn Hastings: Esa es una pregunta difícil porque hay muchas cosas, pero en realidad, si la comunidad internacional permite que esto continúe, se trata de la pérdida de nuestra humanidad. Lo que estamos viendo ahora es simplemente inhumano.

Noticias ONU: ¿Qué es lo que más se necesita de la comunidad internacional y de los países de la región en este momento?

Lynn Hastings: Creo que es necesario que haya apoyo para las Naciones Unidas y todos nuestros socios para llevar ayuda a Gaza. Simplemente no puedo enfatizar lo suficiente que necesitamos llevar suministros a Gaza. Tiene que haber un alto el fuego. En algún momento necesitaremos financiamiento. Pero eso no es lo más importante en este momento. Como dije, tenemos algunos suministros listos para usar, podemos entregarlos. Hablaremos sobre financiamiento más tarde. Pero el mundo necesita exigir que seamos capaces de entregar la asistencia que está a las puertas de Gaza.