La OMS se pronuncia en contra de penalizar a los países que alertaron sobre la variante Ómicron

30 Noviembre 2021

El responsable de agencia sanitaria mundial afirma que es preocupante que muchos gobiernos hayan tomado medidas que castigan a Botsuana y Sudáfrica “por hacer lo correcto”. Por su parte, António Guterres dice al G7 que la única forma de superar la pandemia de COVID-19 es implementar el plan global de vacunación.

“Entiendo bien la preocupación de los países por proteger a sus ciudadanos contra una variante que aún no comprendemos del todo, pero es muy preocupante que varios Estados estén introduciendo medidas contundentes y generales que no tienen fundamento ni son eficaces por sí mismas, y que sólo agravarán las desigualdades”, dijo este martes el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En una sesión de información sobre la variante Ómicron del coronavirus a los Estados miembros, Tedros Adhanom Ghebreyesus se manifestó contra las prohibiciones de viaje a y desde varios países africanos a partir del descubrimiento de la nueva mutación.

Tras agradecer nuevamente a Botsuana y Sudáfrica haber detectado, secuenciado y notificado de inmediato la identificación de la variante, insistió en que es “muy preocupante que ahora esos países estén siendo penalizados por otros por hacer lo correcto”.

Tedros señaló que es comprensible que todos los países quieran proteger a sus ciudadanos, sobre todo porque Ómicron es una amenaza en gran parte desconocida todavía; sin embargo, aseveró que esto no justifica medidas de castigo a quienes la reportaron por primera vez.

La Organización Mundial de la Salud desaconseja prohibir o restringir los viajes.
ONU/Daniel Dickinson
La Organización Mundial de la Salud desaconseja prohibir o restringir los viajes.

Las prohibiciones de viaje son contraproducentes

Hasta el 28 de noviembre, 56 países estaban implementando restricciones de viaje para retrasar potencialmente la importación de la nueva variante.

En este sentido, la OMS emitió un documento con consejos para el tráfico internacional en el que advierte que las prohibiciones generales de viaje no evitarán la propagación internacional de la nueva variante y, en cambio, suponen una pesada carga para las vidas y los medios de subsistencia.

“Además, pueden tener un impacto adverso en los esfuerzos de salud mundial durante una pandemia al desincentivar a los países para que informen y compartan datos epidemiológicos y de secuenciación”, alerta.

Tedros agregó que mientras los científicos se apresuran a determinar cuán virulenta y transmisible es Ómicron, deben seguir las precauciones disponibles y que han probado ser eficaces para detener su propagación, al igual que el de otras variantes.

“Seguimos pidiendo a todos los Estados miembros que optimicen las medidas sociales y de salud pública y garanticen que las personas vulnerables y de alto riesgo en todos los países reciban el esquema completo de vacunación de inmediato”, apuntó el jefe de la OMS.

La respuesta global debe ser tranquila, coordinada y coherente, añadió.

Más allá de Ómicron, la pandemia está ahí

Asimismo, indicó que el surgimiento de Ómicron no debe hacer que el mundo olvide que está lidiando desde hace meses con la variante Delta, que es peligrosa, sumamente transmisible y que actualmente causa casi todos los casos a nivel global.

Tedros llamó a romper el “círculo de pánico y negligencia”, que podría revertir en un instante lo que se ha logrado con mucho esfuerzo y recalcó que la pandemia de COVID-19 está presente incluso sin la variante Ómicron.

La OMS llama a no penalizar con restricciones de viajes a los países africanos que reportaron el surgimiento de la variante Ómicron.
OMS África
La OMS llama a no penalizar con restricciones de viajes a los países africanos que reportaron el surgimiento de la variante Ómicron.

La vacunación global es el camino a seguir

Por su parte, el Secretario General de las Naciones Unidas argumentó que con más personas muriendo este año que en 2020 debido al COVID-19, “la única forma de salir de la pandemia - y de esta situación injusta e inmoral - es a través de un plan de vacunación global”.

António Guterres se dirigió a los ministros de Relaciones Exteriores del G77 y China en una reunión en Nueva York, donde recordó que la pandemia sigue causando estragos tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo.

Una vez más, Guterres expresó su respaldo a la estrategia de vacunación de la Organización Mundial de la Salud cuyo objetivo es la inmunización del 40% de la población de todos los países para fines de este año, y del 70% a mediados de 2022.

Todos, en todas partes, deben tener acceso a las vacunas, las pruebas y el tratamiento contra el COVID-19”, puntualizó el Secretario General, pidiendo nuevamente al G7 y China que apoyen el mecanismo COVAX, que busca la distribución equitativa de las inmunizaciones.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.