Brasil reconoce la condición de refugiado a otros 7787 venezolanos

29 Agosto 2020

La Agencia de la ONU para los Refugiados aplaudió este viernes al Gobierno brasileño por la implementación de la medida. La suma total de refugiados venezolanos en el país sudamericano asciende a unas 46.000 personas, el mayor número en América Latina.

La decisión fue adoptada por el Comité Nacional para los Refugiados (CONARE) de Brasil que, desde junio de 2019, reconoce la situación que vive Venezuela “como una situación de violaciones graves y generalizadas de derechos humanos”, basándose en la Declaración de Cartagena sobre los Refugiados de 1984 y la jurisprudencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Desde esa fecha los venezolanos que solicitan la condición de refugiado y cumplen con los requisitos establecidos por el CONARE tienen acceso a un procedimiento de asilo simplificado en el que no es necesario someterse a una entrevista.

Este proceso se aplica solamente a los “venezolanos o personas apátridas que residían en Venezuela, que solicitaron asilo en Brasil y no salieron del país más de dos veces desde 2016”. Otros de los criterios usados son poseer un documento de identidad venezolano, no contar con antecedentes penales en Brasil, ser mayor de 18 años y no poseer ningún otro permiso de residencia en Brasil.

Tras la adopción de esta medida, Brasil ya ha reconocido como refugiados a aproximadamente 46.000 personas de nacionalidad venezolana, lo que representa la mayor población de refugiados venezolanos reconocida en América Latina.

Cambiar el modelo para la condición de refugiado

Debido a los movimientos a gran escala de refugiados y migrantes desde Venezuela, la Agencia de la ONU para los Refugiados alienta a los países de la región a usar una nuevo modelo para determinar la condición de refugiado basándose en “en el fortalecimiento de los mecanismos para la identificación de personas en necesidad de protección internacional, la mejora de los sistemas de derivación de casos vulnerables, el uso de registros biométricos y sistemas digitales de gestión de casos y el establecimiento de diferentes modalidades de determinación de la condición de refugiado, entre otras condiciones”.  

La Agencia destacó la necesidad de aplicar esta nueva orientación por “la magnitud de los flujos actuales de refugiados y los complejos desafíos que han sobrecargado los sistemas nacionales de asilo, que se han visto exacerbados por los efectos de la pandemia de la COVID-19”.

Según el CONARE, la población de refugiados en Brasil se cifra en alrededor de 50.000 personas de 55 países diferentes, de los cuales los venezolanos representan el 90% de este total.

Las autoridades brasileñas estiman que actualmente viven en la nación sudamericana unos 260.000 venezolanos. A julio de 2020, se registraron más de 130.000 solicitudes de asilo de venezolanos en Brasil

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android

Quizá también te interese...

Nueva encuesta revela los principales desafíos de los venezolanos migrantes en América Latina

Falta de dinero, escasez de alimentos, falta de un lugar para dormir, inseguridad, falta de transporte, problemas con los documentos de viaje, son algunos de los obstáculos más comunes a los que se han enfrentado los migrantes y refugiados venezolanos al salir de su país. El coronavirus ha agravado la situación en once países de acogida en la región. 

ACNUR amplía los operativos de asistencia a los refugiados venezolanos en Brasil

Más de 345.000 refugiados y solicitantes de asilo viven en Brasil, el segundo país más afectado por la pandemia de COVID-19. La agencia de la ONU apoya a las autoridades locales y nacionales en la prevención y respuesta a la emergencia entre los migrantes, un colectivo particularmente vulnerable.