Covid, vacuna, Colombia, Venezuela... Las noticias del lunes

3 Agosto 2020

La OMS advirtió que puede que nunca haya una “solución infalible” contra el COVID-19.  La violencia armada en la frontera entre Colombia y Venezuela ha provocado el desplazamiento de más de 1000 personas desde mediados de junio. ACNUR, condenó la muerte violenta de una mujer transexual salvadoreña que había solicitado asilo en Guatemala.

La OMS advierte que puede que nunca haya una “solución infalible” contra el COVID-19 

El director de la Organización Mundial de la Salud advirtió este lunes que puede que nunca haya una “solución infalible” contra el COVID-19. 

Con cerca de 18 millones de casos y más de 686.000 fallecidos, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, recordó que los contagios se han multiplicado por cinco en los últimos tres meses, y que, sin una vacuna disponible, hay que seguir intentando controlar las infecciones con medidas “que funcionan” como el rastreo de casos y contactos, el lavado de manos o el uso de mascarillas. El mensaje para la gente y los Gobiernos es claro, aseguró, “hay que hacerlo todo”.

“Varias vacunas se encuentran en la fase tres de las pruebas clínicas y todos esperamos que de ellas salgan vacunas eficaces que ayuden a que la gente no se infecte, pero ahora mismo no hay una solución infalible, y quizá nunca la haya”, advirtió el doctor Tedros y aseguró que las mascarillas deberían convertirse en un símbolo de solidaridad en todo el mundo.

El responsable de emergencias de la Organización subrayó que los países donde sigue habiendo muchos contagios tienen que prepararse para una larga batalla. “En la mayoría de los países que experimentan transmisión comunitaria intensa la salida está lejos y se requiere mantener el compromiso para lo que, a primera vista, son cosas muy sencillas, pero que son difíciles de implementar”, explicó Michael Ryan.

La violencia en la frontera de Colombia y Venezuela provoca desplazamientos masivos

PMA / Jonathan Dumont
Las "trochas" son cruces ilegales en la frontera entre Colombia y Venezuela. En esta imagen, venezolanos cruzan un río cerca de Cúcuta, en Colombia en septiembre de 2018.

La violencia armada en la frontera entre Colombia y Venezuela ha provocado el desplazamiento de más de 1000 personas desde mediados de junio.

Según la Oficina de Asuntos Humanitarios de la ONU, los enfrentamientos entre grupos armados organizados, que se disputan el control territorial y el manejo de las economías ilícitas, se han agudizado en el área de Cúcuta y Tibú. 

En esta misma zona se han perpetrado cinco masacres (tres en julio) y han sido asesinados cuatro líderes sociales, provocando cinco desplazamientos masivos de población, de los cuales tres se han originado desde Venezuela.

De un total de 1019 personas desplazadas, 325 personas son de nacionalidad venezolana, 82 son miembros de la comunidad indígena Wayúu y 45 son adultos mayores.

A la oficina le preocupan los “riesgos adicionales” que conlleva la crisis sanitaria del COVID-19, que además complica el acceso para las organizaciones humanitarias. Las agencias de la ONU están colaborando con las autoridades locales para atender a los desplazados y aseguran que hay que entregar urgentemente tapabocas, gel hidroalcohólico y otros suministros para prevenir contagios del COVID-19 y garantizar el suministro de agua potable para los alojamientos temporales, ya que la disponibilidad actual es limitada.

ACNUR condena la muerte violenta de una transexual salvadoreña que pidió asilo en Guatemala

OPS-OMS/Rubi Lopez
Las autoridades en la Ciudad de Guatemala monitorean las calles durante el toque de queda para prevenir el contagio del coronavirus.

ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, condenó la muerte violenta de una mujer transexual salvadoreña que había solicitado asilo en Guatemala. 

El cadáver fue encontrado el 1 de agosto en su domicilio en Ciudad de Guatemala. La mujer salió de El Salvador en 2017 huyendo de la violencia por su identidad de género y de la persecución de las maras.

 ACNUR pide a las autoridades guatemaltecas que investiguen a fondo la muerte. 

La violencia y la persecución obligan cada vez a más personas de Centroamérica a huir de su país en busca de protección. En 2019, más de 188.000 ciudadanos de El Salvador, Guatemala y Honduras presentaron solicitudes de asilo en otras naciones. En total, unas 790.000 personas se han desplazado dentro de sus países o a través de las fronteras en busca de protección. La región tiene algunas de las tasas más altas de violencia doméstica, feminicidios y violencia sexual y de género. 

La ayuda humanitaria es insuficiente para luchar contra el hambre

© Alex Webb/Magnum Fotos para la FAO
Este mercado en México vende verduras producidas por por los participantes en el Proyecto Estratégico de Seguridad Alimentaria de la FAO y la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación de México.

La lucha contra el hambre está fracasando porque se enfoca predominantemente en la ayuda humanitaria. El nuevo vicepresidente del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola pide fortalecer las “cadenas de suministro”.

Dominik Ziller recordó que el COVID-19 hará aumentar el hambre y la pobreza “drásticamente”, sobre todo en las zonas rurales. Las personas que viven en estas áreas dependen de las cadenas de suministro agrícola para generar ingresos y conseguir comida y si no construimos redes “que resistan a las crisis”, la gente “seguirá yéndose a la cama con hambre”, advirtió.

Según un informe sobre el estado de la alimentación, publicado el mes pasado, el hambre ha aumentado en los últimos cinco años y la pandemia hará que entre 83 y 112 millones de personas más pasen hambre de aquí a finales de año.

Descarga y comparte las noticias

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android