Llegó el momento de concretar la solidaridad expresada a Mozambique

1 Junio 2019

El Secretario General apeló a la generosidad de los donantes internacionales para la reconstrucción del país africano y aseguró que la ONU intensificará los esfuerzos para aliviar los efectos del desastre a corto y mediano plazo. 

António Guterres envió un mensaje de video a los participantes en la Conferencia Internacional de Promesas de Contribuciones para Mozambique, que concluye este sábado en la ciudad de Beira, en ese país.

Los ciclones Idai y Kenneth pasaron por Mozambique en marzo y abril, respectivamente, dejando cientos de muertos, cerca de 1,85 millones de damnificados y causando gran destrucción y pérdidas materiales.

El Secretario General de la ONU reiteró su solidaridad al Gobierno y pueblo mozambiqueños y agradeció a los países y organizaciones que han ayudado a aliviar el sufrimiento provocado por el paso de los meteoros, llamándolos a continuar esa labor de asistencia.

Es muy grave el impacto negativo de  la pérdida de las cosechas en la seguridad alimentaria

Recordó que cientos de miles de personas perdieron todos sus bienes, sus trabajos, sus casas y sus medios de vida, además de que la infraestructura del país fue arrasada por las lluvias y vientos ciclónicos.

Presentes desde el principio

Guterres dijo que las Naciones Unidas y sus socios humanitarios en el terreno han estado presentes desde el inicio de la crisis apoyando los trabajos del Gobierno y contribuyendo en la coordinación de la ayuda internacional; la distribución de alimentos, agua potable y medicinas; y en la provisión de refugio a las personas desplazadas.

Indicó que el Fondo Central para Emergencias (CERF) desembolsó 24 millones de dólares para la contingencia, pero subrayó que la magnitud del desastre requiere una enorme cantidad de recursos de los que la ONU no dispone.

“Afrontamos desafíos mayúsculos: las necesidades básicas de la gente no son satisfechas; existe un riesgo evidente de brotes de enfermedades; y es muy grave el impacto negativo de  la pérdida de las cosechas en la seguridad alimentaria”, apuntó Guterres.

Para responder a la tragedia, la ONU lanzó un llamamiento humanitario inicial de fondos por 282 millones de dólares, que aún está muy lejos de conseguir esa cantidad.

Mi mensaje es claro: las Naciones Unidas no olvidarán a Mozambique

“Por ello, reitero mi exhortación a la generosidad de la comunidad internacional. Este es el momento de traducir en gestos concretos nuestra solidaridad con un país afectado por una de las peores catástrofes meteorológicas en la historia de África, lo que también nos alerta de la urgencia de mitigar el cambio climático.”

El Secretario General afirmó que la ONU intensificará los esfuerzos por aliviar los efectos del siniestro a corto y mediano plazo. 

“La asistencia humanitaria de emergencia cambiará gradualmente para apoyar la reconstrucción y la labor del Gobierno para impulsar el desarrollo del país. Mi mensaje es claro: las Naciones Unidas no olvidarán a Mozambique”, concluyó Guterres.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.

Quizá también te interese...

Se buscan 3200 millones para reconstruir los daños causados por los ciclones en Mozambique

El país africano necesita 3200 millones de dólares para reconstruir los centros sociales, las áreas productivas y la infraestructura que se vieron afectados en las provincias de Sofala, Manica, Tete, Zambezia, Inhambane, Nampula y Cabo Delgado.

“Me ha sorprendido la falta de donaciones para Mozambique”

Aunque los rescates han terminado y la temida epidemia de cólera se ha mantenido bajo control, miles de mozambiqueños necesitan ayuda para volver a empezar de cero dos meses después del paso del ciclón Idai , el primero de los dos que azotaron el país con pocas semans de diferencia. La coordinadora del equipo desplazado por UNICEF en Beira asegura que la falta de fondos y de atención internacional están limitando la respuesta.