En Nueva Zelanda, Guterres elogia el liderazgo de la Primera Ministra Jacinda Ardern

12 Mayo 2019

El Secretario General realiza cada año una visita de solidaridad a un país musulmán durante el Ramadán. Sin embargo este año, decidió compartir con la comunidad islámica neozelandesa, víctima de atentados mortales en marzo. Guterres aprovechó la oportunidad para hacer un llamado a acabar con el odio y destacar las medidas tomadas por el Gobierno del país tras los ataques.

 

En Auckland, Nueva Zelanda, el Secretario Geneneral de la ONU expresó una vez más su solidaridad con las víctimas y familiares de los ataques a varias mezquitas en Christchurch en los que murieron 51 personas, y elogió a Jacinda Ardern, la Primera Ministra del país por su liderazgo y respuesta a los hechos. 

António Guterres señaló que normalmente realiza una "visita de solidaridad" a un país musulmán durante el Ramadán, pero este año decidió compartir con la comunidad musulmana en Christchurch, "para rendir homenaje a su coraje, a su capacidad de recuperación,  así como a la extraordinaria unidad y al mensaje de solidaridad que dieron el pueblo y el gobierno de Nueva Zelanda".

Los llamamientos y el liderazgo de Arden, fueron extremadamente importantes en el contexto de las iniciativas de la ONU para combatir el discurso de odio.

El titular de la ONU también expresó su admiración por la rápida y decisiva respuesta de Ardern a los tiroteos masivos, que hicieron que el Gobierno tomara medidas para fortalecer significativamente la legislación de control de armas, y su llamado a evitar el discurso de odio en las redes sociales e Internet.

"Los llamamientos y el liderazgo de Ardern, fueron extremadamente importantes en el contexto de las iniciativas de la ONU para combatir el discurso de odio y para apoyar mejor a los países en la protección de los lugares sagrados", aseguró Guterres durante una conferencia de prensa..

ONU/Mark Garten
El Secretario General António Guterres recibe un saludo maori tradicional en Nueva Zelanda.

Nueva Zelanda "en primera línea" de la lucha contra el cambio climático

La visita del Secretario General a Nueva Zelanda es parte de una gira por varias islas del Pacífico Sur que se encuentran gravemente amenazadas por el cambio climático .

En sus comentarios a la prensa,  Guterres agradeció al país oceánico por su posición de liderazgo en la lucha contra "la emergencia del clima" y su apoyo a los Estados insulares del Pacífico.

"Visitaré Fiji, Tuvalu y Vanuatu y transmitiré un mensaje muy fuerte desde el Pacífico al resto del mundo: debemos ponernos al día, debemos revertir esta tendencia dramática.No podemos permitir un cambio climático fuera de control. Necesitamos proteger las vidas de todas las personas y necesitamos proteger nuestro planeta ", expresó.

El Secretario General también notó la introducción de una legislación de Nueva Zelanda para lograr la neutralidad de carbono antes de 2050 y mantener el calentamiento global a 1,5 grados para fines de siglo, un objetivo reiterado por la comunidad científica en un informe de la ONU publicado en octubre de 2018, descrito por Guterres como "una llamada de atención".

Sin embargo, dijo que la voluntad política se ha ido desvaneciendo en otros países, a pesar de que son conscientes de la necesidad de actuar, lo cual es una de las razones para lanzar una cumbre especial de la ONU sobre el clima que se celebrará en la sede de la ONU en Nueva York en septiembre.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.

Quizá también te interese...

El odio es una amenaza para todos, advierte el Secretario General

Musulmanes asesinados a tiros en mezquitas, judíos baleados en sinagogas, cristianos asesinados en oración. António Guterres aseguró que se necesita frenar urgentemente la creciente violencia que está generando ataques de odio alrededor del mundo y propuso dos iniciativas para lograrlo.

El cambio climático, un problema muy personal

No es una cuestión de glaciares y osos polares, nos afecta a todos. Como profesionales, periodistas, académicos. Como madres, padres, mujeres, hombres, hijos. Las consecuencias del calentamiento de la tierra, los desastres naturales y la amenaza de una inminente destrucción de los medios de sustento en el planeta, son literalmente una lucha por nuestras vidas. Ese es el mensaje de un grupo de mujeres activistas en el Día Internacional de la Madre Tierra.