Los habitantes de Alepo presentan síntomas de una probable exposición a armas químicas

29 Noviembre 2018

La Organización Mundial de la Salud recibió informes no confirmados de pacientes que podrían haber sido afectados por agentes químicos en la ciudad siria de Alepo, por lo que activó sus protocolos de emergencia para asistir a esas personas y recordó que el uso de armas de ese tipo viola las leyes internacionales.

La noche del 24 de noviembre pasado, la Oficina de la ONU en Siria recibió un reporte no verificado de ataques con mortero y un gas desconocido en tres áreas de Alepo densamente pobladas. Al mismo tiempo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) fue informada extraoficialmente del ingreso de decenas de personas con cuadros de exposición a agentes químicos en dos hospitales públicos de esa ciudad.

La OMS distribuyó inmediatamente los suministros requeridos por los nosocomios. Un día después, los 122 pacientes fueron dados de alta tras recibir tratamiento.

La directora adjunta de la Oficina de Respuesta de la Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU aseveró este jueves en una sesión sobre Siria del Consejo de Seguridad que el sufrimiento de ese pueblo es incesante y abordó el presunto ataque con armas químicas, recordando que, de confirmarse, constituiría una violación flagrante de las leyes internacionales.

Miedo de la población

Reena Ghelani habló sobre la población desplazada por la violencia en territorio sirio e indicó que la mayoría desea regresar a sus casas, pero que tienen miedo de lo que pueda pasar tanto en las zonas controladas por el gobierno como por los grupos armados no estatales.

Por ese motivo, agregó, decenas de miles de personas sobreviven el frío en campamentos con condiciones precarias y dependen de la ayuda humanitaria.

En este sentido, llamó a permitir a las organizaciones que entregan la ayuda humanitaria el acceso continuo a esas áreas.

“Actualmente, unos 4,3 millones de personas necesitadas viven en áreas fuera del control del gobierno… [esa cifra] incluye a casi tres millones en zonas a las que sólo se puede llegar con operativos transfronterizos”, apuntó Ghelani.

Tales dificultades de acceso hacen imperativo que el Consejo extienda doce meses más la resolución 2165, que permite este tipo de operaciones humanitarias, como lo ha solicitado el Secretario General, concluyó.

El portavoz del Secretario General de la ONU indicó el lunes que está siguiendo de cerca los informes del presunto uso de armas químicas contra civiles en Alepo, Siria.

“Cualquier uso confirmado de tales armas, por cualquiera de las partes en el conflicto y bajo cualquier circunstancia, es abominable y una clara violación del derecho internacional”, expresó el portavoz de António Guterres en su cuenta oficial de twitter.

Siria solicitó a la Organización para la Prohibición de Armas Químicas que inicie una investigación, tras de que supuestamente los rebeldes sirios dispararon tres proyectiles de gas venenoso en tres barrios de la ciudad, intoxicando a entre 50 y 100 personas.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.