El camino está abierto para la desnuclearización pacífica de la península de Corea

21 Abril 2018

Desde Suecia, el Secretario General de la ONU celebró la decisión de Corea del Norte de suspender su programa nuclear y balístico y llamó a la unidad del Consejo de Seguridad para proteger al mundo y acabar con las divisiones destructivas.
 

El Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres, acogió con satisfacción la decisión de la República Popular Democrática de Corea de suspender sus ensayos nucleares y el lanzamiento de misiles balísticos intercontinentales.

"El camino está abierto para la desnuclearización pacífica de la península de Corea", dijo Guterres en una rueda de prensa en Backåkra, Suecia, donde participa en un retiro con miembros del Consejo de Seguridad.

"También demuestra que la diplomacia es la manera de resolver los conflictos, y no la guerra", dijo el titular de la ONU desde la residencia de verano de su predecesor Dag Hammarskjöld (1953-1961) quien murió trágicamente en un accidente de avión.

Guterres aseguró que la decisión de Pyongyang anunciada este sábado es un "paso adelante positivo" en la construcción de la confianza y el proceso más largo de desnuclearización.

"El Secretario General aprovecha esta oportunidad para desear a los líderes de la República Popular Democrática de Corea y la República de Corea, antes de la cumbre intercoreana de 27 de abril, el éxito en su tarea valiente e importante para reanudar un diálogo auténtico que llevará a una paz duradera en la Península Coreana ", dijo su portavoz, Stéphane Dujarric, en un comunicado de prensa publicado esta mañana.

El papel del Consejo de Seguridad

Desde Suecia, Guterres dijo que confía en el futuro de la península de Corea. "Creo que hay esperanza. Creo que si las cosas van bien, y espero que todo salga bien, [los miembros del Consejo de Seguridad] demostrarán que el Consejo puede ser eficaz cuando está unido “.

Respondiendo a preguntas de los periodistas, el titular de la ONU reconoció que buscar la unidad en el Consejo es un desafío. "Pero cuando el Consejo se une y trabaja conjuntamente en medidas importantes, sus miembros tienen un impacto sobre el terreno y hacen que las cosas sucedan”, recalcó.

Guterres reiteró el compromiso y el apoyo del sistema de las Naciones Unidas a los esfuerzos para lograr la desnuclearización de la península de Corea y acogió con beneplácito el establecimiento de un enlace telefónico directo entre los dos líderes de Corea del Norte y Corea del Sur, "lo cual, espera, ayudará a generar confianza y fortalecer diferencias de entendimiento”.