México aboga por incluir la salud y los derechos humanos en un nuevo enfoque contra las drogas

19 Abril 2016

El presidente de México aseveró hoy que el esquema de combate a las drogas basado en el prohibicionismo, iniciado en los años 70 del siglo pasado, no ha logrado sus objetivos y pugnó por adoptar un nuevo planteamiento internacional que tenga como centro la salud y los derechos humanos.

Durante su discurso en la Sesión Especial de la Asamblea General de la ONU sobre el Problema Mundial de las Drogas, Enrique Peña Nieto dijo que se vislumbra un nuevo enfoque que combata decididamente a los criminales, pero que, en lugar de criminalizar a los consumidores les dé oportunidades y alternativas.

“Con firmeza, debemos rechazar continuar haciendo lo que no ha funcionado. Con flexibilidad, debemos cambiar aquello que no ha dado resultados”, señaló Peña Nieto.

El mandatario mexicano, solicitó a la comunidad internacional una cooperación más efectiva a través de consensos globales y pidió incrementar la colaboración entre gobiernos en la lucha contra la delincuencia trasnacional.

Entre otras sugerencias, Peña Nieto mencionó un mejor acceso a las sustancias controladas que se utilizan para tratar enfermedades y adelantó que, en los próximos días, su gobierno anunciará las medidas que tomará con respecto al uso de la marihuana con fines médicos y científicos.

Asimismo, afirmó que México enfrenta el problema de las drogas de una manera más integral y que ha implementado estrategias para impedir el incremento de la violencia.

La Sesión Especial de la Asamblea General que se celebrará hasta el jueves, fue impulsada en 2012 por Colombia, Guatemala y México para revisar los planes internacionales contra el consumo ilegal de estupefacientes y para discutir nuevos enfoques preventivos y de salud pública.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android