Experto de la ONU recomienda más medidas de protección contra los desechos tóxicos en Kazajstán

8 Abril 2015

El gobierno de Kazajstán debe redoblar sus esfuerzos para proteger a las personas que viven en entornos medioambientales de alto riesgo.

Esta es la conclusión del relator especial de Naciones Unidas sobre materiales contaminantes después de concluir su recorrido de dos semanas por el país.

Baskut Tuncak destacó que el gobierno ha dado pasos positivos para mitigar el impacto de las sustancias tóxicas y contaminantes en los derechos humanos.

Sin embargo, Kazajstán es conocido por su contaminación atribuida a la industria de petróleo y gas, la extracción y procesamiento de metales, la producción de uranio y carbón, así como por las emisiones industriales de desechos.

Tuncak señaló que los residentes en las áreas contaminadas sufren cada día por el aire que respiran, el agua que beben y los alimentos que comen.

La población tiene muchos problemas de salud relacionados a la polución causada por las refinerías, las minas, los desechos tóxicos y radioactivos y basureros cerca de sus casas, añadió el experto.

Los kazajos viven con miedo, aseguró Tuncak. “Muchos no saben qué hacer, algunos se han rendido y otros están esperando a ser trasladados a un entorno más seguro”, explicó.

“Sin embargo, todos quieren una pronta y efectiva solución”, destacó el experto independiente de la ONU.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android