Expertos discuten en la OPS cómo mejorar los indicadores de salud en la región.

31 Marzo 2015

Un panel de expertos comenzó en la sede de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) una reunión sobre los instrumentos y mecanismos que los países de las Américas podrán utilizar para asegurar que todas sus políticas públicas, y no sólo las que provienen del sector salud, tomen en cuenta su impacto potencial sobre el bienestar de las personas.

El encuentro de dos días en la sede de la organización en Washington D.C. buscará dar las herramientas a los Estados miembros para que puedan poner en práctica el plan de acción que aprobaron el año pasado para lograr ese objetivo.

En un comunicado previo al evento, la directora de la OPS, Carissa Etienne, afirmó que reducir las inequidades en salud debe estar en el centro del desarrollo de cualquier política y que eso requiere la reorientación de los servicios de salud para asegurar la cobertura universal y el acceso universal a la atención.

La esperanza de vida al nacer en las Américas aumentó en los últimos 30 años, de 69,2 en 1980, a 76,1 en 2011. La desnutrición infantil ha caído a menos del 10% desde 2005 y la mortalidad infantil ha disminuido un 50% entre 1990 y 2009.

La OPS considera que si bien se han registrado esas mejoras, éstas no se han logrado por igual entre los países y dentro de un mismo país.

Según la organización regional, en las Américas las inequidades en materia de salud se relacionan con la etnicidad, el género, la orientación sexual, el nivel de ingresos, el lugar donde viven las personas, el empleo y las condiciones de trabajo, entre otros factores.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.