Fondo Mundial de la Naturaleza

24 Noviembre 2011

Cientos de miles de aves mueren cada año por electrocución y decenas de millones por la colisión con líneas de alto voltaje solamente en África y Eurasia

Así lo informo el Fondo Mundial de la Naturaleza en una conferencia que se realiza en Noruega que analiza la adopción de directrices para reducir esos riesgos.

Para las especies grandes y de reproducción lenta, que migran a través de esta región, la cifra de muertes podría conducir a la disminución de la población o la extinción.

La conferencia, que cuenta con el auspicio del Programa de la ONU para el Medio Ambiente, emitirá un conjunto de directrices dirigidas a los gobiernos, las compañías eléctricas y las organizaciones de conservación para evitar y reducir el impacto de las redes de energía eléctrica en las aves.

Fuente: Radio de las Naciones Unidas

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.