MONUC precisa adaptarse a nuevas realidades, afirma representante especial

26 Noviembre 2008
Fuerzas de MONUC

El representante especial de la ONU para la República Democrática del Congo, Alan Doss, consideró esencial que la Misión de Observación de las Naciones Unidas en ese país (MONUC) se adapte a las nuevas realidades en el terreno.

Al rendir un informe al Consejo de Seguridad sobre la situación en el país, Alan Doss pidió al órgano de la ONU que defina claramente las responsabilidades de MONUC.

Observó que las deficiencias de las fuerzas armadas congolesas han empujado a MONUC a asumir responsabilidades adicionales relativas a la protección de civiles y la contención de fuerzas armadas, en particular del Congreso Nacional para la Defensa del Pueblo, el grupo rebelde liderado por el general renegado Laurent Nkunda.

El Consejo de Seguridad aprobó hace unos días el envío de 3.100 cascos azules adicionales para sumarse a las filas de la Misión de la ONU.

Doss consideró que este reforzamiento de MONUC no debería implicar la asignación de tareas y responsabilidades que no sean realistas.

“Debemos tener en cuenta que la presencia de MONUC no debería reemplazar la responsabilidad de las autoridades nacionales y las fuerzas de seguridad de proteger a los civiles y el territorio de la República Democrática del Congo”, dijo el representante especial.

Agregó que la comunidad internacional debe alentar y ayudar a las autoridades congolesas a reforzar sus capacidades para asumir las responsabilidades que le corresponden y evitar todo lo que demore el proceso de consolidar un Estado.

El Consejo de Seguridad tomará en breve una decisión respecto a la recomendación del Secretario General de prorrogar hasta el 31 de diciembre de 2009 el mandato de MONUC.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.