Colombia: Arbour destaca importancia de erradicar grupos paramilitares

10 Septiembre 2007

La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Louise Arbour, pidió la liberación inmediata e incondicional de todas las personas tomadas como rehenes en Colombia e instó a los grupos armados ilegales a que abandonen la práctica inaceptable del secuestro.

Arbour visitó Bogotá, donde firmó un acuerdo con el gobierno colombiano para extender hasta el 30 de octubre de 2010 la presencia de su Oficina en el país sudamericano. La funcionaria manifestó el deseo de que las elecciones locales que se celebrarán en pocas semanas se lleven a cabo “de manera pacífica y legal”.

También alabó los avances alcanzados en la reducción de las violaciones cometidas por grupos paramilitares y destacó la importancia de que se respeten los derechos de las víctimas a la verdad, la justicia y la reparación.

Por otra parte, alentó a las autoridades colombianas a adoptar políticas para evitar la reactivación de esos grupos, y para poner alto a las actividades ilícitas cometidas por quienes aún no se han acogido al proceso.

Arbour invitó a la rama judicial a continuar investigando y sancionando a los servidores públicos con vínculos con los grupos armados ilegales. Asimismo, destacó que esos procesos “deben garantizar el pleno respeto de las garantías procesales, así como la seguridad de las víctimas y los testigos”.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android