Banco Mundial: Alcanzan récord flujos de capital a países en desarrollo

30 Mayo 2006

El Banco Mundial informó hoy que los flujos netos de capitales privados hacia los países en desarrollo alcanzaron un récord de 491.000 millones de dólares en 2005. En 2004, la cifra ascendió a 147.800 millones de dólares.

Las privatizaciones, fusiones y adquisiciones, así como el refinanciamiento de la deuda externa y el marcado interés de los inversionistas por los mercados de bonos en divisas nacionales en Asia y América Latina figuraron entre los factores que impulsaron el aumento.

Los flujos de deuda privada hacia esos países llegaron a cerca de 192.000 millones el año pasado, lo que representó más del doble de los registrados en 2003. Esto se debió a la mejora de la calidad del crédito, la disminución de los rendimientos en los países ricos y el mayor interés de los inversionistas en los activos de los mercados emergentes.

Chile y México figuran entre los países que emiten bonos periódicamente desde 2002 y que han sido clasificados como propicios para las inversiones. Otros mercados emergentes con buenas calificaciones crediticias son China, Hungría, Malasia, Polonia, Rusia y Tailandia.

La institución financiera multilateral, señaló que el aumento de los flujos de capital a los países en desarrollo refleja la mayor confianza en sus perspectivas económicas.

La publicación señala que si bien es cierto que los resultados favorables fueron respaldados por políticas acertadas, también son consecuencia de condiciones externas favorables que, según las previsiones, se irán deteriorando.

Muchos países en desarrollo han agotado su superávit y otros recursos que les permitían absorber el aumento de los precios del petróleo y crecer rápidamente, por ello siguen siendo vulnerables a nuevas crisis, explica el Banco Mundial.

Por otra parte, sostiene que el incremento de los flujos de capital responde a las corrientes comerciales y la integración financiera creciente entre los países en desarrollo. El comercio entre las naciones del sur llegó a 562.000 millones en 2004, un incremento de más del 150% en relación a 1995.

La mitad de la inversión externa directa de China se destinó a proyectos relacionados con recursos naturales en América Latina.

El aumento del Producto Interno Bruto (PIB) de los países de ingreso bajo e ingreso mediano fue de 6,4% en 2005.

El informe prevé que la actividad económica de África, Asia y Europa del Este crecerá más de 5% hasta 2008, mientras que en América Latina la expansión será de alrededor de 4%.

Según las previsiones, los elevados precios del petróleo, las tasas de interés al alza y las presiones inflacionarias limitarán el crecimiento de la mayoría de las regiones en desarrollo en los próximos dos años, aunque su desempeño seguirá siendo mejor que el de las economías de ingreso alto.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.