Petróleo por Alimentos: ONU retira inmunidad a funcionarios, sigue recomendaciones de Comité Investigador

8 Agosto 2005

El Secretario General de la ONU, Kofi Annan, actuará de manera expedita para implementar las recomendaciones del Comité Investigador de las acusaciones de mala administración del programa “Petróleo por Alimentos, que incluyen el retiro de la inmunidad del ex director de la iniciativa, Benon Sevan, y de Alexander Yakovlev, quien asignaba los contratos.

Así lo informó en rueda de prensa Mark Malloch Brown, jefe de Gabinete de las Naciones Unidas, al responder formalmente al tercer informe preliminar de las pesquisas, que asegura que Sevan recibió sobornos, por lo que debe ser procesado.

Según los hallazgos de los investigadores, el ex director de “Petróleo por Alimentos” habría aceptado unos 150.000 dólares en el periodo de diciembre de 1998 a enero de 2002.

El panel también sugirió que se deje sin efecto la inmunidad del encargado de la asignación de contratos del programa, Alexander Yakovlev, quien cometió actos de corrupción por cerca de un millón de dólares.

El Secretario General se encuentra consternado por el resultado del informe Volcker, dijo Malloch Brown.

Agregó que la ONU ya coopera con las autoridades del distrito de Nueva York sobre el caso de Sevan.

En cuanto a los hallazgos sobre Yakovlev, el jefe de gabinete señaló que la Oficina de Servicios de Supervisión Interna de la Organización contactó el mes pasado al fiscal de distrito de Nueva York para informarle que las investigaciones internas habían encontrado evidencia de conducta delictiva de parte del funcionario, quien ya se encuentra bajo custodia. Del mismo modo, la ONU compartió las pruebas con la oficina del Procurador de Estados Unidos, anunció.

Asimismo, indicó que Annan espera el informe final del Comité, a principios de septiembre, que contendrá conclusiones específicas sobre el papel del Consejo de Seguridad, el Secretario General y los organismos de la ONU en la gestión del programa humanitario para Iraq.

El líder de la ONU confía en que ese informe despejará todas las preguntas que persistan sobre su conducta, puntualizó Malloch Brown.

Petróleo por Alimentos operó de 1996 a 2003, administrado por la ONU, con la intención de aliviar al pueblo iraquí de las sanciones impuestas por la comunidad internacional al régimen de Sadam Hussein.

Con este plan, Iraq vendía ciertas cantidades de petróleo para comprar alimentos, medicinas y otros bienes de primera necesidad. Se calcula que unos 27 millones de iraquíes se beneficiaron con la iniciativa.

Ante las imputaciones de mala administración y corrupción, Annan nombró al comité de expertos liderados por Volcker, ex presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, y le encargó llegar al fondo del asunto, entregándole toda la documentación del programa y ordenando al personal de la ONU colaborar con las pesquisas.

El primer informe preliminar, que incluyó las auditorías internas del programa, fue presentado el pasado 9 de enero. En el segundo documento, divulgado el 29 de marzo, el Comité exoneró al Secretario General del cargo de haber otorgado inapropiadamente un contrato del programa a una compañía suiza en la que trabajaba su hijo.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.