Colombia: ONU advierte que continúan desplazamientos y crisis humanitaria

29 Abril 2005

Los organismos de la ONU que trabajan en Colombia advirtieron hoy que la violencia y desplazamientos de población agudizan día tras día la crisis humanitaria en Colombia.

La ONU informó de que los intensos combates entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el ejército colombiano, registrados a partir del pasado 14 de abril, ocasionaron el desplazamiento de más de 6.000 personas, el 57% niños, de los municipios de Toribío y Jambaló, en el departamento del Cauca, al sureste del país.

Estas zonas son habitadas, en su gran mayoría, por indígenas Nasa (Paéz), la segunda etnia más numerosa del país, reconocida a nivel mundial como símbolo pacífico de la resistencia indígena.

Los enfrentamientos armados tuvieron como escenario el casco urbano, poniendo en riesgo a los habitantes, que huyeron atemorizados por las bombas. El hostigamiento causó daños importantes a las construcciones del lugar.

Ante esta situación, una misión conjunta de las Naciones Unidas –en la que participaron la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) y el Programa Mundial de Alimentos (PMA) entre otros organismos- estuvo presente en la zona con el fin de asegurar y brindar protección y asistencia humanitaria a las comunidades afectadas.

Una de las más graves preocupaciones en estos momentos en el sureste de Colombia es la presencia de minas y municiones sin explotar que ponen en riesgo la vida de la población, por lo que el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), en coordinación con el gobierno colombiano y las autoridades indígenas, realizará una campaña de educación y capacitación para los guardias indígenas y diseñará un plan de atención a emergencias causadas por minas.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android