UNESCO condena asesinato de periodistas filipinos

17 Marzo 2005

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) condenó hoy los recientes asesinatos de los periodistas filipinos Romeo Sánchez y Arnulfo Villanueva, y consideró indispensable que los responsables de los crímenes sean juzgados y castigados para garantizar la libertad de expresión en ese país.

En un comunicado, Koïchiro Matsuura, director general de la UNESCO, señaló que “el uso del homicidio para silenciar a los periodistas es un ataque vil a la democracia”.

Agregó que estos delitos no pueden ser tolerados porque privan a la sociedad en su conjunto del derecho humano a la libertad de expresión. “El debate libre y abierto es un componente esencial de la democracia, donde no tiene cabida el asesinato político”, enfatizó Matsuura.

El funcionario confió en que las autoridades filipinas investigarán los casos y presentarán a los autores ante la justicia para así demostrar la determinación del gobierno de ese país de reducir los frecuentes asesinatos de profesionales de la información.

Romeo Sánchez trabajaba para la estación de radio DZLN, de la ciudad de San Fernando. Fue muerto a tiros por un pistolero en el mercado de Baguio el 9 de marzo.

Por su parte, Arnulfo Villanueva, columnista del periódico comunitario Asian Star Express Balita, fue encontrado muerto la noche del 28 de febrero en un camino del poblado de Naic.

Según la Asociación Mundial de Periódicos, al menos ocho periodistas fueron asesinados el año pasado en las Filipinas.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.