UNESCO condena asesinato de reportera iraquí y elogia valor de periodistas en Iraq

4 Marzo 2005

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) deploró enérgicamente el asesinato de la reportera iraquí Raeda Mohammed Wageh Wazzan –cuyo cuerpo fue encontrado el 25 de febrero- y encomió el valor de los periodistas que corren riesgos enormes en Iraq para informar al público y así permitirle “ejercer sus derechos y obligaciones democráticas”.

Wazzan, quien trabajaba para el canal de televisión público regional Iraqiya, fue secuestrada en la ciudad de Mosul, junto con su hijo, cinco días antes de que apareciera su cadáver. El menor fue liberado tres días más tarde.

Con el homicidio de la comunicadora iraquí asciende a 33 el número de periodistas asesinados en Iraq en los últimos dos años.

Según los datos de la organización no gubernamental Reporteros sin Fronteras, con Wazzan suman 21 los informadores secuestrados en Iraq desde marzo de 2003, y la segunda en ser asesinada por sus captores, después del homicidio del periodista italiano Enzo Baldo, perpetrado en agosto pasado.

Koïchiro Matsuura, director general de la UNESCO, se refirió a Wazzan como una profesional que demostró “a través del compromiso con su trabajo –como lo siguen haciendo sus colegas- que la campaña orquestada por los terroristas en Iraq para silenciar a los medios de comunicación está fracasando”.

“Las campañas de intimidación, violencia y asesinatos de los terroristas sólo pueden ser calificadas como una sucesión de crímenes gratuitos contra personas inocentes y contra el derecho fundamental a la libertad de expresión marcado en la Declaración Universal de los Derechos Humanos”, puntualizó Matsuura.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.