Termina Conferencia Internacional de la UNESCO con llamamiento a mejorar calidad de la educación

13 Septiembre 2004

Los delegados de los 137 países participantes en la Conferencia Internacional de Educación de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) definieron una serie de acciones prioritarias destinadas a mejorar la calidad de la educación para todos los jóvenes e hicieron un llamamiento a fin de que todas las partes interesadas se movilicen en pos de este objetivo.

En el mensaje aprobado por los participantes en la sesión de clausura se reiteró “la importancia fundamental de la educación en las políticas nacionales de desarrollo”.

Asimismo, se subrayó la necesidad de “ayudar a los jóvenes a afrontar un mundo cada vez más difícil, caracterizado en particular por la necesidad imperiosa de humanizar la globalización, el importante papel que desempeñan la información y el conocimiento como factores de producción y desarrollo, el aumento de los movimientos de población, la marginación de numerosos grupos sociales y la agravación de las desigualdades y la pobreza, dentro de cada país y en el mundo entero”.

Los participantes convinieron en que la realización de esta tarea y el suministro de una educación más adecuada a los cambios rápidos e imprevisibles del mundo de hoy exigen hacer frente a una serie de desafíos importantes, entre los que destaca el impresionante número de jóvenes a los que se ha de impartir educación.

Actualmente, el mundo cuenta con la generación joven más numerosa de todos los tiempos con más de mil millones de personas de entre 12 y 20 años de edad. En 2020, 87% de los jóvenes del mundo vivirán en los países en desarrollo, donde hoy son ya la mayoría.

La UNESCO advirtió que aunque el número de matriculaciones de jóvenes en la enseñanza secundaria se ha decuplicado a lo largo de los últimos 50 años en el plano mundial, sigue habiendo un gran número de ellos –sobre todo mujeres- que no ha tenido la posibilidad de terminar sus estudios primarios.

Ante este panorama, los conferencistas propusieron intensificar la utilización de las tecnologías de la información y la comunicación para ampliar y hacer más equitativo el acceso de todos los jóvenes a una educación de calidad; y hacer hincapié en la innovación y la creación, así como en la reforma de los modos de transmisión de la educación.

Del mismo modo, recomendaron emprender acciones positivas para compensar las disparidades entre los sexos; reconocer la importancia de los docentes y formadores; fomentar la investigación; mejorar la utilización de los recursos; y promover asociaciones más eficientes.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.