OIT: La globalización debe ser más justa e integradora

24 Febrero 2004

La globalización debe convertirse en un proceso más justo e integrador, sostiene la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en un informe divulgado hoy en Ginebra.

Según el documento, los beneficios que ofrece la globalización “son inmensos” ya que propicia sociedades y economías abiertas y genera una mayor libertad para el intercambio de bienes, ideas y conocimientos.

Asimismo, dice la OIT, el fenómeno globalizador ayuda a configurar una conciencia mundial atenta a las desigualdades ligadas a la pobreza, la discriminación y la degradación ambiental, donde quiera que ocurran.

Pero la globalización también presenta desequilibrios persistentes y arraigados que, de acuerdo con la OIT, “resultan inaceptables desde un punto de vista ético e indefendibles desde el punto de vista político”.

En este sentido, el informe cita la incapacidad de la economía globalizada de satisfacer necesidades tan básicas como la obtención de un trabajo decente para la gran mayoría de la gente.

Destaca, asimismo, la inquietud por el rumbo que está tomando la globalización ya que sus ventajas quedan fuera del alcance de muchos mientras que los riesgos están a la vista de todos: la corrupción se extiende, el terrorismo crece y el futuro de los mercados resulta cada vez más incierto.

Ante este panorama, la OIT insta a una mayor coordinación de las políticas macroeconómicas que resulte en una estrategia más equilibrada de crecimiento global sostenible y de pleno empleo, y que prevea un reparto equitativo de responsabilidades entre los países.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android