CEPAL: Remesas a América Latina continúan creciendo a ritmo acelerado

20 Febrero 2004

El crecimiento explosivo de las remesas que mandan a sus países de origen los emigrantes latinoamericanos y caribeños ha hecho de estos recursos la segunda fuente de financiamiento externo para la región, sólo después de la inversión extranjera directa, señaló hoy la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

Según un estudio de la CEPAL, las remesas –cuya media por envío apenas supera los 200 dólares mensuales- tienden a ser más estables que los flujos de capital, caracterizados por su volatilidad. Así, los envíos de dinero benefician a las economías locales en los momentos más difíciles por no seguir los ciclos económicos en momentos de crisis o depresión.

En 2002, ingresaron a América Latina y el Caribe cerca de 25.000 millones de dólares por concepto de remesas y se estima que la cifra fue superada en 2003 y continúa al alza.

Desde principios de la década de los 80, los fondos enviados por los emigrantes aumentaron a una tasa promedio anual de 12,4%.

La CEPAL calcula que casi 20 millones de latinoamericanos y caribeños viven fuera de sus países, la mayoría de ellos en Estados Unidos, y define a las remesas como la contrapartida de esta emigración.

De acuerdo con el estudio, el 80% de las remesas a nivel global se concentra en 20 países. La India es el receptor número uno, seguido por México y las Filipinas. De América Latina y el Caribe también destacan en esta lista la República Dominicana, El Salvador, Colombia, Brasil y Ecuador.

En 2002, los envíos de dinero representaron 1,3% del Producto Interno Bruto (PIB) de la región.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín.
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android