Cambio climático y medioambiente

La conferencia sobre cambio climático COP26 no se celebrará este año debido a la pandemia del coronavirus

La reunión, de la que se esperan consensos definitivos para impulsar la acción contra el cambio climático, iba a tener lugar en Glasgow, Escocia, en noviembre próximo. El Secretario General respaldó el aplazamiento en vista del avance del COVID-19. “La necesidad de suprimir el virus y salvaguardar vidas es nuestra prioridad”, subrayó.

El impacto de la pandemia de coronavirus sobre la predicción de desastres naturales

La reducción de los vuelos comerciales que proporcionan datos a las agencias de meteorología, y de la actividad de trabajadores que monitorean las condiciones terrestres y atmosféricas en muchos países, pueden poner en riesgo las mediciones meteorológicas, y las predicciones sobre los desastres naturales, que no dejarán de ocurrir a pesar de la pandemia.

Alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible no es misión imposible, Hawai muestra el camino

Situado a 2500 millas de la masa continental más cercana, completamente aislado y acosado por el impacto del cambio climático, el estado estadounidense de Hawai se ha comprometido a hacer "todo lo humanamente posible y más" para conseguir los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Día Meteorológico Mundial: Cuenta cada gota de agua, porque cada gota cuenta

Inundaciones, lluvias extremas, sequías y derretimiento de los glaciares… el agua está peligro. El mundo debe demostrar la misma unidad y compromiso con las medidas para mitigar el cambio climático y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, que con la contención de la pandemia del Coronavirus

Coronavirus, cambio climático, agua... Las noticias del lunes

La pandemia de coronavirus se acelera y muchos países solo están respondiendo de forma defensiva, una estrategia insuficiente. El Secretario General pide un alto el fuego mundial poder llevar ayuda contra el coronavirus. La suspensión de la actividad económica ha mejorado la calidad del aire en ciertos lugares, pero no sustituye las medidas contra el cambio climático. La lucha contra el COVID19 no se ganará si 2200 millones de personas no tienen agua potable.

La cuarentena por el coronavirus mejora la calidad del aire, pero no sustituye la acción climática

A pesar de una disminución de la contaminación en países como China e Italia que batallan el COVID-19, los niveles de dióxido de carbono mundiales han sido, hasta ahora, más altos que el año pasado. Los expertos también advierten de una posible subida extrema de las emisiones una vez termine la emergencia, tal y como ocurrió después de la crisis financiera del 2008.

El agua, parte del problema, pero también de la solución ante el cambio climático

Aunque el coronavirus COVID-19 copa estas últimas semanas la actualidad mediática, no debemos olvidarnos de una de las mayores amenazas que pende sobre la humanidad: los efectos del cambio climático en el planeta, recuerda la ONU en un nuevo informe dedicado a uno de sus aspectos menos abordado en los tratados internacionales: el agua.

Se pierden bosques, pero se encuentra esperanza

Los bosques están enraizados en la tierra y están intrínsecamente vinculados a la salud de los ecosistemas, los sistemas de agua, la agricultura y la biodiversidad. A nivel mundial, los bosques regulan el clima y nos protegen de las crisis climáticas; A nivel local, los bosques proporcionan alimentos y medios de vida para ayudar a las comunidades cercanas a construir mejores vidas.

¿Cómo hemos de educar a los estudiantes ante la crisis climática?

Dado que el último informe de las Naciones Unidas sobre el clima contiene evidencias preocupantes del impacto que el cambio climático causa al medio ambiente, ¿cómo pueden los profesores ayudar a los niños y adultos a clasificar el creciente volumen de información, evitar que se vean abrumados y llegar a comprender los desafíos y las posibles soluciones a lo que el Secretario General de las Naciones Unidas ha llamado "una crisis vital"

El cambio climático es más mortal que el coronavirus

La epidemia mortal de dengue que azota a Colombia, Brasil, México y Nicaragua; la pérdida de hasta el 70% de cultivos en el Corredor Seco de Centroamérica; las inundaciones en Argentina, Uruguay; los incendios en Brasil, Bolivia y Venezuela; y los huracanes de fuerza sin precedentes en el Caribe, son solo algunas de las demostraciones de la fuerza del cambio climático. En 2019, se alcanzó un nivel récord en el nivel del mar y en olas de calor con consecuencias trágicas para la biodiversidad.