21 Abril 2022

El presidente del órgano de la ONU para los Derechos Humanos, Federico Villegas, explica en una entrevista con Noticias ONU en qué consiste la recién creada Comisión de investigación del Consejo, establecida en marzo para investigar las posibles violaciones de las garantías fundamentales y las leyes internacionales en Ucrania. Además, comparte su visión de lo que debe ser el Consejo en general.

El embajador Federico Villegas es el representante permanente de Argentina ante la Oficina de las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales en Ginebra desde marzo de 2020. En diciembre de 2021, fue elegido presidente del Consejo de Derechos Humanos para 2022.

¿En qué consiste la Comisión de Investigación del Consejo de Derechos Humanos para Ucrania?

Establecimos la Comisión el 4 de marzo en una resolución histórica en primer lugar. Es la primera vez en la historia que se crea una comisión de investigación por violaciones de derechos humanos y derechos internacionales humanitarios sobre un miembro permanente del Consejo de Seguridad. Por lo tanto, el rol histórico de esta Comisión es el que tenemos que preservar. 

Lo importante es que hay diferentes mecanismos que están en el terreno tratando de recoger pruebas para identificar responsables. Y por supuesto esto es lo que tenemos que hacer. Sin embargo, algunos de estos mecanismos son unilaterales. De algunos países, o de algunos países que unilateralmente deciden ayudar a recoger evidencias.

O tenemos, por ejemplo, la Corte Penal Internacional del Fiscal, que ha ido, pero sabemos que la Corte Penal Internacional tiene una jurisdicción que está vinculada a los países que han ratificado el estatuto de la Corte Penal Internacional, que no es el caso de la Federación de Rusia.

Por lo tanto, si uno observa donde está el mecanismo independiente, apoyado, presentado y aprobado por la comunidad internacional en el órgano mundial más importante del tema, es la Comisión creada por el Consejo de Derechos Humanos. Y los tres expertos [que la integran] son excelentes, independientes.

El mandato es claro. Invito a que lean el párrafo 9 de la resolución que creó la Comisión. Es taxativo, debe haber testimonios y evidencias, evidencias que sirvan para posibles acciones judiciales.

La rendición de cuentas en la justicia es lo único que va a satisfacer a las víctimas de las atrocidades.

Hay muchas formas de reparar violaciones de derechos humanos. Hay un ejercicio de memoria, hay un ejercicio de verdad, hay reparaciones económicas, todos sabemos. Pero la verdadera reparación es la justicia. Es lo único que puede compensar la falta de vida o las atrocidades que se han cometido. Sí que creemos que va a ser un excelente trabajo.

Las personas que huyen de la ciudad de Mykolaiv, fuertemente bombardeada, pasan por Lviv, en el oeste de Ucrania, de camino a Polonia.
© UNICEF/Siegfried Modola
Las personas que huyen de la ciudad de Mykolaiv, fuertemente bombardeada, pasan por Lviv, en el oeste de Ucrania, de camino a Polonia.

Menos discriminación y más derechos humanos

A mí me gustaría tener este año una plataforma de diálogo y cooperación entre los países para entendernos mutuamente nuestras diferencias, pero con un objetivo común. Cuando nosotros tenemos cualquier negociación exitosa, ésta tiene tres fases.

La fase de deseos: lo que a uno le gustaría que fuera el resultado de la negociación. Luego pasamos a una segunda fase, que es las posiciones; yo, para convencer al otro, digo: esto es lo que es hay que hacer. La tercera fase es encontrar el interés común.

En el Consejo tenemos que hacer eso. Hay diferentes culturas, diferentes valores, diferentes formas de organización social y política.

Hay una tensión entre los derechos económicos, sociales, culturales, y civiles y políticos.

Hay nuevos conceptos sobre el tema del derecho al desarrollo. Hay temas muy sensibles que abordan temas en los que muchos países no están de acuerdo. Pero es la única plataforma que tenemos para hablar de estos temas.

Creo que un mejor Consejo será el que pueda abarcar la mayor cantidad de diversidad con un objetivo común, que es volver a las fuentes.

Todas las personas tienen derechos, más allá de ser nacionales de un Estado u otro, tienen que ser universalmente protegidos estos derechos. Y esto es lo que dijimos hace 76 años y tenemos que volver a esa fuente.

 

Para estar informado de la actualidad internacional, subscríbete a nuestro boletín
Descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o Android devices.