En América Latina 110 millones viven en cinturones de miseria

9 Abril 2015

Si uno dice “favela”, o “ciudad perdida” en Brasil o México mucha gente lo entenderá de inmediato. Símbolos casi naturales del crecimiento económico desordenado de nuestro tiempo, las “villas miseria” son frecuentemente asociadas con esos grandes asentamientos precarios en que miles de personas sobreviven sin servicios básicos, en casas de cartón, hacinados, en medio de profunda descomposición social, pobreza, violencia y desencanto.

A nivel mundial una de cada cuatro personas que habita en una ciudad, sobrevive en sitios como estos. En América Latina, una región 80 por ciento urbana, son 110 millones de personas, y los países donde el problema es proporcionalmente mayor son Haití, Jamaica, Bolivia, Belice y Nicaragua.

Cid Blanco es Asesor técnico de ONU Habitat para nuestra región. Desde Río de Janeiro habla con Radio ONU sobre cómo de 1990 al 2010 América Latina avanzó de tener el 34 por ciento de su población en este tipo de asentamientos al 23 por ciento actual.

En preparación a las próximas conferencia Mundial sobre Desarrollo Urbano sostenible –Nairobi la próxima semana y Quito a finales de año--, el especialista explica los nuevos retos a 20 años de Habitat Dos.

Duración: 5’30”

Producción: César Romero